Horta da Moura em destaque no jornal Argentino “La Nacion”

“2450 años” se lee en el certificado tallado en piedra que está delante de la olivera. Es la más antigua que tienen en Horta da Moura, un hotel rural a los pies de Monsaraz, villa medieval que fue ocupada por romanos, visigodos y musulmanes antes de ser conquistada por los caballeros templarios en 1232, y puede visitarse en carruaje. Las otras oliveras son más jóvenes, tienen 705, 400 años, y de ellas extraen el aceite de oliva, las aceitunas y el paté de aceituna que sirven en la cena. En esta finca que está a orillas del Alqueva, el lago artificial más grande de Europa, la cocina local es tan protagonista que hasta se dan clases a los visitantes. El chef enseña a hacer huevos revueltos con farinheira, grasa de cerdo, harina y pimentón, y la encharcada, un postre tradicional que lleva apenas nueve yemas, azúcar y agua. Alentejo no es nada light.

Fonte: La Nacion